PUBLICACIONES
PUBLICACIONES
Artículos Publicados

Promover inversiones ( 2018-04-06 )

El proyecto de Ley de Inversiones que promueve el ministro Campana contiene atractivos para que inversionistas nacionales y extranjeros inviertan en nuestro país, por ejemplo, faculta al Consejo Sectorial de la Producción establecer incentivos fiscales y operativos para desarrollo de proyectos de asociación público-privada, como devolución del IVA, exoneración de tributos al comercio exterior, rebaja la tarifa general del impuesto a la renta...

Faculta al Estado delegar la prestación de servicios públicos a la iniciativa privada, lo cual es muy bueno cuando un Estado carece de fondos para prestar esos servicios. Aunque temo que el Gobierno no va a derogar de un solo plumazo el impuesto a la salida de divisas, el referido proyecto de ley exonera del pago de ese impuesto a las nuevas sociedades que se constituyan para desarrollo y ejecución de proyectos de inversión privada, en los sectores priorizados cuyo monto de inversión supere los $ 100 millones, siempre que suscriban contratos de inversión en un plazo no mayor a 5 años. La exoneración rige para importación de bienes, adquisición de servicios para ejecución del proyecto de inversión, pagos a financistas del proyecto, distribución de utilidades a sus beneficiarios... Otros beneficios: los pagos por impuesto a la salida de divisas en la importación de materias primas, insumos y bienes de capital que sean incorporados en procesos productivos, podrán ser usados como crédito tributario que se aplicará al pago del impuesto a la renta del propio contribuyente. Los empresarios camaroneros –muchos no son dueños de la tierra que trabajan, sino que tienen concesiones de zona de playa y bahía– podrán garantizar los créditos que obtengan con la prenda de su derecho de concesión, lo cual es muy beneficioso. El concesionario podrá ceder sus derechos de concesión, previa autorización de la autoridad nacional de acuacultura siempre que no haya abandonado las áreas concesionadas. Aunque debido a la inseguridad jurídica que ha reinado en el país durante muchos años, tengo serias dudas respecto al porcentaje de retorno de $ 30.000 millones que se estima mantienen los ecuatorianos en el exterior, ese proyecto de ley crea estímulo al sinceramiento patrimonial, que permite a las personas declarar la tenencia y propiedad de bienes localizados en el exterior, estableciendo un impuesto especial sobre su valor, de acuerdo a los plazos en que presenten sus declaraciones al SRI, y al destino de los mismos... No están sujetos al impuesto a la salida de divisas, los capitales que ingresen a Ecuador por efectos del sinceramiento patrimonial, y que se envían al exterior, luego del plazo de 4 años contados desde el momento en que dichos fondos ingresaron al país. En materia laboral se establecen nuevas modalidades de contratos especiales como de los requeridos para ciclos productivos, contrato agropecuario, contrato acuícola y pesca... Se permite también que por acuerdo ente las partes la jornada de trabajo puede establecerse en 6 días a la semana (es bueno), y la jornada parcial especial, la cual no supera las 36 horas semanales. En las sociedades cuyo objeto sea la construcción se permite que participen en el canje de impuestos por obras, lo cual espero contribuya al desarrollo de proyectos inmobiliarios. Hay interesantes exenciones del impuesto a la renta, como el caso de dividendos en acciones que se distribuyan a accionistas que hubieren percibido dividendos de la misma sociedad en el ejercicio económico inmediato anterior, en empresas cuya actividad principal sea la inversión en activos inmuebles para renta. Se exonera también del impuesto a la renta a los rendimientos a plazo fijo en instituciones financieras, y por inversiones en valores de renta fija que se negocien a través de bolsas de valores del país. Una de las exoneraciones más importantes, respecto del pago del impuesto a la renta, es que se otorga por 10 años a las sociedades que se constituyan en el Ecuador, para realizar inversiones nuevas y productivas en los campos que contempla esa ley, beneficio que desearía se extienda a las sociedades ya existentes. Las zonas especiales de desarrollo económico que se establecerán, en caso que se apruebe el proyecto de ley, gozarán del pago del impuesto a la renta por los primeros 20 años, será un enorme atractivo para inversionistas. El derecho a deducir el 100% de los gastos incurridos para capacitación técnica, y gastos de viaje para promoción comercial para el acceso a mercados internacionales, espero que pueda atraer a inversionistas, así como el derecho a la deducción del 100% adicional del costo o gasto de depreciación anual que generen inversiones, para adquisición de activos fijos nuevos y productivos.(O)

Miguel Macías Carmigniani, abogado, Guayaquil


<< Regresar
2013 ESTUDIO JURÍDICO MACÍAS HURTADO Y MACÍAS
DESARROLLADO POR